Guardianes de Almas

“A veces para comenzar a vivir, es necesario morir” Le dijo Julian a Marissa ofreciéndole una mano, mientras le ayudaba a salir de la cripta.

“Estoy muerta” preguntó ella al verse en un vestido blanco, con un rosario en la mano y lo más angustiante de todo, de pie fuera del mausoleo familiar.

“Técnicamente no, legalmente sí” dijo Julián en un tono cuidadosamente estudiado.

“Que quieres decir” insitió Marissa.

“Todo a su tiempo, primero, tenemos que salir de aquí, acompáñame” dijo Julian, tendiéndole una mano mientras desparecían en la noche.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s